Talleres

En épocas de desencanto, la búsqueda de la magia, de “lo que puede ser”, es uno de los pocos cabos a los que podemos agarrarnos los creadores. Una época de fanatismo religioso, de ejecuciones públicas, de terror, de intolerancia y de murallas sólo se combate con caballeros andantes. En mis talleres de escritura dramática propongo que nos convirtamos en “quijotes” de nuestro tiempo, propongo que, para salvarnos del hastío, seamos capaces de ver nuestra realidad con ojos nuevos, con el asombro del que ve por primera vez (esto es, con ingenuidad, y no debe confundirse, en ningún caso, con la ignorancia). Abordaremos las técnicas que están presentes en el teatro europeo desde los años ochenta y que cobran más importancia en nuestro país a partir de los años noventa, el denominado “teatro posdramático”. Navegaremos también en la fábula política, un género que se está abriendo paso con fuerza en los últimos años. Séneca decía de las fábulas, que esta clase de escritos alegóricos era peculiar de los períodos en los que los escritores carecían de la libertad necesaria para emitir sus pensamientos con absoluta franqueza. Sin duda, la libertad de expresión en la era de Twitter es algo cada vez más frágil. Quizás éste sea uno de los motivos que ha impulsado al resurgir del género. Afrontaremos también los problemas de la autoficción, investigaremos sobre los límites del teatro documento, revisaremos el teatro político, y analizaremos las dificultades de trasladar la verdad a escena, con el objetivo de construir constelaciones críticas de nuestro tiempo.

*Los cursos se hacen con un número reducido de alumnos. También se realizan talleres intensivos y tutorías personalizadas sobre proyectos.  Puedes contactar para más información sobre la apertura de nuevos cursos.

LO QUE LOS ALUMNOS DICEN